Portada » Región de Los Ríos: En Mehuín se inaugurará el primer hatchery acuícola para la educación técnico profesional de la zona sur
Educación Nacional Tecnologia

Región de Los Ríos: En Mehuín se inaugurará el primer hatchery acuícola para la educación técnico profesional de la zona sur

  • Un hito marcará el Liceo Politécnico Pesquero de Mehuín con la próxima inauguración del hatchery para la producción de semillas de choro zapato por parte de los alumnos de la especialidad de Acuicultura.
  •  “No sólo es un beneficio para nuestros estudiantes, también para la comunidad, que tendrá nuevas posibilidades de desarrollar una actividad productiva”, destaca Robert Leiva, director del establecimiento donde se puso en práctica el premiado Modelo de Triple Impacto, impulsado por el Centro Acuícola Tongoy (CAT) de Fundación Chile financiado por el Gobierno Regional de Los Ríos.

Con la autorización de funcionamiento emitida por Sernapesca, la comunidad del Liceo Politécnico Pesquero de Mehuín se alista para la próxima inauguración del hatchery el 16 de mayo, que permitirá a los alumnos de la especialidad de Acuicultura iniciar el proceso de producción de semillas de choro zapato (Choromytilus chorus), a través de un proyecto puesto en marcha por el Centro Acuícola Tongoy (CAT) de Fundación Chile y financiado por el Fondo de Innovación para la Competitividad (FIC) del Gobierno Regional de Los Ríos y su Consejo Regional.

“Para nosotros, la obtención del permiso del primer hatchery en liceo técnico profesional significa marcar un hito en la historia de los establecimientos educacionales acá en la región y en la zona en general. Siendo un liceo pequeño y con una matrícula que no ha aumentado en los últimos años, esto nos permite reactivar el entusiasmo de los estudiantes, para que no se vayan a otras especialidades, se mantengan en la acuicultura, y así poder darles muchas más herramientas”, señala Robert Leiva, director del Liceo Politécnico Pesquero de Mehuín.

Leiva enfatiza que el funcionamiento del hatchery permitirá utilizarlo “como centro de prácticas para nuestros propios estudiantes, que ahora no van a tener que salir de la zona para poder convalidar su plan de práctica”. Explica que esto era una limitación especialmente para las alumnas que querían seguir carrera en la acuicultura y su opción era dirigirse a centros de cultivos alejados, que actualmente tienen “un cien por ciento de trabajadores hombres”.

“Este año tenemos una matrícula con una participación por géneros casi equitativa, pero cada vez están llegando más mujeres, porque ven que el área de la acuicultura les ofrece un nivel de ingreso superior a cualquier otro técnico profesional que tengamos acá en la zona”, sostiene el director del Liceo Politécnico Pesquero, quien también resalta los efectos positivos que tendría la operación en la comunidad de Mehuín: “Vamos a tener semillas de choros zapatos producidas en Mehuín y cien por ciento a nivel escolar. Esto abre una oportunidad para pequeños emprendimientos y para aquellas personas que trabajan con la extracción y con cultivos, que van a contar con un proveedor local”.

Actividad productiva sustentable

“El Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura inscribió en el Registro Nacional de Acuicultura -RNA- el centro de cultivo tipo hatchery para desarrollar actividad de acuicultura experimental sobre el recurso hidrobiológico choro zapato, bajo la titularidad del Liceo Politécnico Pesquero de Mehuín, dependiente de la Ilustre Municipalidad de Mariquina, a realizarse dentro de las instalaciones del Liceo, por un periodo de 5 años”, confirma Sernapesca en declaración oficial, a propósito de la resolución emitida.

De acuerdo con las cifras entregadas por Sernapesca, la producción de los centros de cultivo ubicados en la comuna de Mariquina ha aumentado de 0,45 a casi 3 toneladas (2,95) en los últimos tres años. “Es relevante considerar que la APE (Acuicultura en Pequeña Escala) fue reconocida como una actividad productiva sustentable recién el año 2021, mediante el Decreto Supremo N°45”, indican en Sernapesca.

Desde la institución estiman que este articulado “propicia el desarrollo y consolidación de emprendimientos en esta área de los mismos acuicultores y acuicultoras, y también de los pescadores y pescadoras artesanales que buscan innovar en el sector”.

Al respecto, Daniel Arriagada, director del proyecto liderado por el Centro Acuícola Tongoy (CAT) de Fundación Chile, sostiene que “este reconocimiento a la actividad APE, generan un contexto propicio para el desarrollo de nuevas iniciativas acuícolas a partir de las comunidades de la pesca artesanal. Contar con las semillas que serán producidas por los alumnos de Acuicultura en el liceo de Mehuín, sin duda que será otro incentivo”.

Arriagada enfatiza que “por eso hablamos de Triple Impacto: el económico, que se manifiesta en el ámbito productivo, al disponer de este recurso; el social, que permite a los jóvenes especializarse y acceder a mejores oportunidades laborales sin emigrar, y el ambiental, al disminuir la presión sobre los bancos naturales de choro zapato, recurso emblemático de la zona, que ha sido sobreexplotado”.

Otro elemento relevante es que el proyecto considera la creación de una cooperativa escolar para la comercialización de las semillas de choro zapato, cuyos ingresos serán reinvertidos en el establecimiento educacional.

Sobre el Modelo de Triple Impacto aplicado en Mehuín

El proyecto “Innovar en un modelo educación – productivo del cultivo del choro zapato, integrando al Liceo Politécnico Pesquero y Acuicultores de Pequeña Escala de la Región de Los Ríos”, fue adjudicado por Fundación Chile y financiado por el Fondo de Innovación para la Competitividad (FIC), del Gobierno Regional Región de Los Ríos y su Consejo Regional.

La baja en la matrícula y la deserción escolar en el Liceo Politécnico Pesquero de Mehuín, junto con la disminución de los recursos marinos para la pesca artesanal, son parte de la problemática que busca subsanar este modelo de innovación social.

Se trata básicamente del mismo modelo socio-productivo que vinculó al CAT de Fundación Chile con el Liceo Técnico Carmen Rodríguez de Tongoy y los pequeños acuicultores de la localidad, el que fue reconocido como Mejor Innovación Inclusiva en el certamen internacional Best Microalgae Awards 2020.

En el caso del establecimiento de Mehuín, ubicado en la comuna de Mariquina, el modelo socio-productivo de innovación educativa consiste en la transferencia del cultivo del choro zapato (Choromytilus chorus), un recurso que permitirá fortalecer la especialidad de Acuicultura que se imparte en el Liceo Politécnico Pesquero, implementando un hatchery para la producción de semillas, las que posteriormente serán engordadas por acuicultores de pequeña escala de la zona.

Ante la buena evaluación que ha tenido este modelo por parte de las comunidades educacionales, el CAT de Fundación Chile está buscando implementarlo en otras regiones. Actualmente se están presentando propuestas a los Gobiernos Regionales de Tarapacá, Biobío y Los Lagos, para un total de 17 liceos de la educación técnica que cuentan con la especialidad de Acuicultura o que tienen interés en replicar este modelo de triple impacto. Para la concreción de estos proyectos es fundamental la participación y coordinación con las instituciones vinculadas a la actividad (Sernapesca, Subpesca y autoridad marítima).